SEGUIDORES

27 may. 2015

Primera toma de contacto con la velocidad.

Primeras dos semanas finiquitadas.

La idea en un principio era que comenzase a familiarizarme con los ritmos algo más vivos a los que acostumbraba. De momento distancias cortas, nada de pista, nada de series, no se puede pasar de correr por caminos a una media de 5:30 a hacerlo en pista a 4:00 pelaos de la noche al día. Y en efecto así ha sido, el míster ha tenido que frenar mi euforia y calmar mis ánimos, yo quería comenzar con los 400, los 800 desde ya y exprimirme en cada entrenamiento. Pero como bien dice todo tiene un periodo de adaptación, para mejorar debemos ir poco a poco y cumpliendo los plazos marcados, además correr más rápido aumenta el riesgo a lesionarse, con lo que de momento seguiremos piano piano…


Estas dos semanas han quedado así:

11 may. 2015

Nuevo reto a la vista… (3 en 1)

Normalmente por estas fechas suelo estar inmerso en algún plan de entrenos dirigido a algún ultra por la montaña, en mi cabeza únicamente pensamientos del tipo: montaña, cuestas, desniveles, entrenos de cinco o seis horas, bastones, frontal, camelbak, ritmos de 8 minutos el mil…

Por alguna extraña razón, el cuerpo me pide velocidad, (en mi caso, entiéndase por velocidad todo lo que sea correr por debajo de 4’/Km).

Nunca he realizado entrenamiento específico para un diez mil y creo que ha llegado el momento de hacerlo. Los diez miles que he disputado, que no corrido, (cuatro o cinco), siempre fueron aprovechando el buen estado de forma mientras preparaba algún maratón, pero como digo nunca con un entrenamiento específico.


Mi marca actual en la distancia son 42:50. ¿El reto? Bajar de 40, me vale con un 39:59. Sé que son casi tres minutos los que tengo que bajar, pero también es cierto que nunca lo he intentado entrenando como Dios manda…

5 may. 2015

Maratón de Madrid 2015 (Mi crónica)

Antes de nada comentar mi paso por la feria del corredor y que se resume en una palabra:

Desastre.

Lamentable las colas que hemos tenido que soportar para poder acceder al recinto donde repartían los dorsales, en nuestro caso 45 minutos y dando gracias, pues corredores nos comentan que han tenido que esperar cerca de 90 minutos. Pues eso…. ideal pegarse hora y media de pie el día de antes a una maratón… lo más “gracioso” es que cuando accedemos al recinto, éste se encuentra prácticamente vacío. Por lo visto están muy severos con el tema aforo, y me parece bien oiga, pero que el problema no es mío ni de los otros 29.999 corredores. Que busquen otro recinto o que hagan lo que les de la gana o crean conveniente, pero es que joder al final pagamos siempre los mismos…

La entrega de dorsales sin problema, claro íbamos entrando con cuenta-gotas, que problema iba a haber si estábamos prácticamente solos…? Al ver el dorsal nos damos cuenta que los cajones están equivocados, pero como es posible?? Si hemos puesto el mismo tiempo? después de investigar e informarnos, damos con el motivo…
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...